Cachando con mi amiga la gordita de Quito, una mujer adicta al buen sexo con el chocho estrecho, húmedo y muy caliente.

Por lo general las gorditas tienen el chocho muy caliente y estrecho, pero mi amiga es de esas mujeres que se humedecen más de lo normal, algo que a mí me encanta, pues puedo sentir como mi verga entra suavemente dentro de su estrecho coño. Para mi es de los mejores atributos que puede tener una mujer para tener una cogida mucho más placentera y excitante.

Vídeos porno relacionados